Cuáles son los tipos de historia y sus características

La historia conforma una parte importante de lo que nosotros, como raza y sociedad, somos y representamos. La forma en que se cuenta y la manera en que se estudia es del todo relevante para el funcionamiento de nuestra forma de vivir, y es que según reza el conocido dicho: los que no aprenden de la historia, están condenados a repetirla. Esto demuestra que el interés en los pasados acontecimientos no debe ser meramente académico, sino que debe usarse como un método intrapersonal de aprendizaje para mejorar lo que se conoce al día de hoy.

Para poder utilizar la historia de la manera más eficiente, para aprender de los aciertos y errores que en ella se han cometido, es importante que se maneje correctamente la manera de estudiarla y de contarla. Es por ello que los tipos de historia y sus características deben ser un objeto perenne de estudio entre los expertos historiadores, pero también es importante que la gente de a pie los conozca para que de esta manera puedan determinar por sí mismos los consejos y posiciones que tomarán con el pasar del tiempo y basándose en evidencia histórica. En este post conocerás los tipos de historia y las características principales que estos presentan.

El historiador

La historia es de suma relevancia para el correcto funcionamiento de la sociedad. Es más, a día de hoy no solo los expertos historiadores son los que toman consejo de los acontecimientos pasados, sino que también otros campos de la ciencia y las humanidades toman la historia como base en los conocimientos que deben de adquirirse en sus campos científicos respectivos. Debe de tomarse entonces de la manera más seria posible a aquel que se toma la historia como una manera de mostrar verdades que ayuden a la sociedad.

Entre estos destacan principalmente dos tipos de estudiosos, como lo son los historiadores y los antropólogos, que son aquellos que estudian la historia en busca de datos prácticos para el mejoramiento de la vida (historiadores) y aquellos que buscan en la historia los comportamientos humanos con el fin de adquirir conocimientos que ayuden a explicar y mejorar el comportamiento de la humanidad en los últimos tiempos, pues los cambios de que hemos sido testigos en el comportamiento humano en los últimos siglos han sido objeto de estudio para muchos campos, y no es baladí el cambio que, como raza y sociedad, hemos dado.

En el campo que nos atañe el día de hoy podemos encontrar al historiador, que es aquel que toma la historia como un método para hallar conocimientos prácticos que bien pudieran ser olvidados o que pudieran ser mejorados con el fin de utilizarse en nuestro día a día en una sociedad moderna. Los historiadores estudian los pormenores del pasado con denuedo y ahínco entre las poblaciones de tiempos antiguos y demostrando cómo la humanidad ha visto ciertos avances en algunos campos y ha perdido pie en otros en los que, en un pasado, se conocían al dedillo. Un ejemplo de esto último es la cultura egipcia y mesopotámica, de las cuales se han perdido datos importantes que podrían ser de utilidad en estos días y que no hemos podido replicar.

tipos de historia y sus características

Tipos de historia y sus características

El trabajo de un historiador, sin embargo, no puede ser el de estudiar cada posible campo existente de la historia, puesto que de esa forma no se acabaría nunca. Es por ello que la historia, para que sea más fácil el estudio y desmenuzamiento concienzudo de la misma se ha dividido en diversos tipos que pueden ser más fácilmente estudiados, al contar con un enfoque distinto conforme sea el gusto del historiador. Entre estos tipos de historia destacan:

Historicismo

Este es un movimiento de historia filosófico que cuenta con una cercanía al modo de ver la historia con que cuentan los antropólogos. Estos buscan explicar que la historia cuenta con un trasfondo importante para comprender los temas humanos y a la humanidad en su más profunda expresión. Es por ello que se desenvuelven en los acontecimientos, sociales, económicos, políticos, artísticos, religiosos y científicos.

Según esta corriente de la investigación histórica la historia no debería ser tratada como pasado, puesto que se toma como punto de partida el hecho de que la historia está “viva” y que puede ser utilizada con el fin de mejorar el comportamiento humano en el presente.

Según los defensores de esta corriente la historia no debe ser vista como un conjunto de eventos aislados a estudiar, sino como un conjunto que debe ser estudiado y analizado en su totalidad.

El historicismo reclama también que la historia es un cúmulo de todas las acciones humanas, y que es por ello que deben estudiarse de manera completa, pues con este conocimiento se podrá conocer más sobre el comportamiento humano.

Historia crítica

Este tipo de historia abarca el estudio del pasado como un conjunto de temas correspondientes con la teoría crítica. Esto quiere decir que se busca el conocimiento para poder aplicarlo a un proceso critico-reflexivo de estudio de la sociedad. Este tipo de historia comprende las interacciones de la humanidad con los temas sociológicos, de los campos de las humanidades, la crítica literaria, entre otros.

Asimismo este tipo de historia hace énfasis en personajes conocidos del pasado que suelen ser vistos, a ojos humanos, como fácilmente criticables o como malos en un contexto histórico. Este tipo de historia busca el adentrarse más profundamente en el contenido de los personajes críticos, en sus obras en sus designios y sus pensamientos. Uno de los personajes de la historia que es más comúnmente estudiado por este campo es Karl Marx, quien es ampliamente criticado por su manifiesto comunista.

Este tipo de historia puede además brindar un punto de partida para discutir los pormenores de la historia a una forma más profunda y relevante.

También abordar, además, los temas de literatura, del arte, de la política, la ciencia y otros muchos más desde un sentido crítico con el cual se busca tomar el mayor partido de los conocimientos y definir sus aportaciones tanto positivas como negativas para la sociedad actual.

Historia de Bronce

La historia de bronce es una forma en la que las naciones pueden tener su propio sistema histórico, y lo que busca en particular es el enaltecer las figuras patrióticas de una nación mediante la historia de la misma, en algunos casos engalanando la verdad de forma que todo quede de la mejor forma posible, lo que puede mejorar el sistema patriótico que se conoce en dicho país.

En este apartado se encuentran básicamente todos los países del mundo, pues en aras de incrementar el patriotismo de la población se conocen los próceres, que son aquellos personajes que han sido, según la historia, importantes para dicha nación.

Entre los países que hacen un mayor uso de este tipo de historia puede hallarse el conocido patriotismo mexicano, así como el patriotismo norteamericano, que se hayan firmemente anclados a la veracidad de las historias de sus padres fundadores y de aquellos que lucharon por la libertad de sus naciones.

Según Nietzsche, este tipo de historia busca tomar los acontecimientos del pasado y utilizarlos, de manera engalanada, como un impulso para la sociedad.

tipos de historia y sus características

Historia científica

Como su nombre bien puede hacerlo entrever, la historia científica es aquella que hace énfasis en la investigación de cómo la humanidad ha encontrado avances en los aspectos científicos y tecnológicos, de forma en que los descubrimientos obtenidos por medio de esta investigación pueden ser utilizados como una acicate para el trabajo científico de hoy en día.

Este tipo de investigación histórica parte de un método con resultados cuantitativos, que pueden definirse fácilmente como ayudas y aportes para la humanidad. Comparte, además, su material con las ciencias tanto sociales, naturales y otras más. Lo que busca este enfoque es el encontrar una forma científica de investigar la historia universal.

Historia anticuaria

Lo que busca este tipo de historia es el encontrar datos del pasado con el fin de, posteriormente describirlos de manera detallada. En este sentido el anticuario es un tipo de historiador que estudia, descubre y escribe detalladamente sobre las civilizaciones antiguas.

Entre este tipo de estudios históricos destacan la arqueología y el estudio detallado de artefactos antiguos. Los anticuarios realizan búsquedas importantes sobre lo que puede saberse de un objeto que sea antiguo y que pueda demostrar cómo se pensaba en aquellos tiempos, con el fin de aplicarse posteriormente en el pensamiento conjunto de la humanidad.

Si existe una diferencia entre un anticuario y un historiador es que, entre ellos, el primero busca las antigüedades del pasado con el fin de estudiarlas, mientras que el segundo busca narrar el pasado con la manera de vivir de aquellos tiempos, entre lo que destacarían las inclinaciones políticas y sociales, mas no las más prácticas del estilo de vida.

Este término se utiliza entre los historiadores como una forma peyorativa de definir un enfoque sobre curiosidades históricas, que no incluyen datos científicos o contextos históricos.

Deja un comentario