Estructura del universo. Su origen y formación

El universo tiene una datación aproximada de 13 millones de años, y desde hace siglos los científicos siempre han tratado de encontrar cuáles son las causas por las cuales se formó esta estructura. Actualmente, la teoría más aceptada para el origen del universo es la denominada la explosión del Big Bang. A raíz de este fenómeno, diversas materias se generaron dando como resultado diferentes tipos de planetas, astros, constelaciones y demás estructuras que se encuentran dentro del universo.

Los últimos descubrimientos que se han podido encontrar a partir de diversas exploraciones, a través del universo, han podido constatar que este se encuentra en expansión y sujeto a diversos cambios durante este proceso. En este artículo, hablaremos de cuáles son las características que posee el universo en su estructura. Asimismo, cuáles son las teorías que explican cómo se ha formado y como es la estructura del planeta tierra.

¿Cómo se ha formado la estructura del universo?

Se define universo como aquella estructura organizada por diversas agrupaciones de galaxias en diferentes escalas, las cuales están conformadas por diferentes componentes. La estructura del universo de subdivide en otras estructuras de menor tamaño. Las más pequeñas son, entre otras. los planetas e incluso el sistema solar en el que nos encontramos. Las más grandes son las galaxias donde se encuentran millones de estrellas o millones de galaxias más.

En la historia de la ciencia siempre ha habido ciertas limitaciones, las cuales no permiten estudiar en su totalidad el universo. En la cosmología moderna se trata de estudiar el origen y la evolución del universo tal como lo conocemos. No obstante, aún se encuentra experimentando nuevos métodos para que sea posible el descubrimiento de novedosos elementos dentro de la estructura del universo. Hay una serie de dispositivos como telescopios terrestres y otros espaciales que han permitido observar las galaxias y otros componentes del cosmos.

Se sabe que la mayoría de los elementos invisibles que se encuentran dentro del universo se llaman materia oscura. Al igual que estos, y otros más, son el resultado de la radiación de calor que aún es generada por efecto del Big Bang. Esta parece ser la respuesta a diversas incógnitas que hasta tiempo reciente eran objeto de estudio de los científicos, tales como la radiación y cómo  es que ocurre la distribución a gran escala de las galaxias.

El universo contiene todo lo que existe hasta nuestro conocimiento. Todos los cuerpos celestes o elementos que se encuentran en él se mueven por efecto de la gravedad. Esta es una fuerza de atracción que generan cada uno de los cuerpos, los cuales tienen la capacidad de incluso atraer a otros más pequeños.

Estructura del universo

El estudio de las estructuras que conforman el universo es el objeto de estudio de la astronomía. Hay diferentes tipos de estructuras: unas de mayor tamaño que otras. La estructura general del universo se entiende como un sistema integrado por diversa cantidad de elementos organizados por escalas. Aquí se reúnen planetas, sistemas, galaxias, satélites, estrellas y demás elementos los cuales poseen características únicas.

TE PUEDE INTERESAR...

Las galaxias son parte de la estructura del universo y se reconocen pues suelen tener en su centro un agujero negro. Hay galaxias de diversos tipos, clasificadas de acuerdo a su forma, las cuales son espirales, elípticas, lenticulares e irregulares. Algunas galaxias pueden no estar integradas a los grandes sistemas. Se han identificado al menos 50 galaxias las cuales tienen en promedio un diámetro de 6 millones de años luz. Por ejemplo, la Vía Láctea se compone de una cantidad de 40 galaxias hasta ahora identificadas.

También, el universo se compone de estrellas, las cuales se definen como masas compuestas de gases como el hidrógeno y el helio. Estas se identifican gracias a que poseen luz propia.

Igualmente, hay una diversa cantidad de planetas, algunos son conocidos y explorados, mientras que otros aún no han sido identificados. Estos cuerpos celestes giran alrededor de su propio eje y en torno a las estrellas. Además, dependen de su propio campo de gravedad. Algunos planetas se acompañan de satélites, los cuales giran alrededor de los planetas. Tal es el caso de la luna en torno al planeta tierra. La unión de todos estos elementos conforma un sistema, el cual posee un propio campo gravitatorio.

Los cúmulos son la unión de varias galaxias. Por ejemplo, La vía Láctea es una de estos cúmulos. Sucede que los cúmulos los pueden estar integrados por hasta mil galaxias. Sorprendentemente, la gravedad que las mantiene agrupadas en teoría no debería poder hacerlo. Se piensa que la materia oscura es la que genera la fuerza gravitatoria necesaria para que ocurra.

Si estos mismos cúmulos de mayor tamaño, son denominados súper cúmulos de galaxias. Recientemente, se han encontrado otras estructuras aún más grandes, a las cuales se les llama murallas. Por ejemplo, la gran muralla de Hércules es un conjunto de galaxias que comparten un mismo campo de gravedad.

Otras estructuras menores, que también forman parte del universo, son los meteoros; los cuales son unos trozos constituidos por roca de origen espacial y distintos tipos de metales. Estos elementos chocan con los planetas. pero antes de poder tocar la superficie empiezan a desintegrarse a medida que traspasan la atmósfera. En cambio, los meteoritos son restos de material de origen espacial los cuales no pueden desintegrarse de igual forma.

Las nebulosas son acumulaciones de gas y de polvo. Los cometas se caracterizan por estar cubiertas de hielo, las cuales giran alrededor de una estrella. Cuando éstos se acercan a las estrellas, el hielo que las cubre por medio de un proceso llamado sublimación empieza a transformarse en gas. Por ello, tienen la forma tradicional con las que se conocen, sus órbitas se alargan a medida que avanzan.

Aún se continúan encontrando más elementos y otras estructuras menores que también se encuentran inmersas dentro del universo, a medida que se siguen haciendo estudios. Además, dado a que el universo se encuentra en expansión de forma constante, se puede afirmar que todavía es posible encontrar nuevos planetas o galaxias.

como se ha formado la estructura del universo

La estructura principal de la tierra

Al igual que otras estructuras que forman parte del universo, los planetas también se constituyen a partir de un complejo sistema compuesto por distintos elementos. El planeta tierra no es la excepción, ya que también su estructura se compone de una serie de capas las cuales parten de un centro al cual se le llama núcleo. Al menos, la tierra lleva desarrollándose a partir de una proceso que comenzó hace más de 3 millones de años, aunque esta cifra puede variar según sea el estudio científico que se tome en cuenta.

Fundamentalmente, las distintas capas que conforman la estructura de la tierra se dividen en dos partes. La parte interior del planeta y la parte externa. Las capas son concéntricas, esto quiere decir que surgen a partir de un centro, envolviendo lo uno sobre otro alternándose. Cada una de estas capas se componen de distintos tipos de elementos, por ello pueden ser identificadas individualmente por sus características únicas. Estas han podido ser analizadas por medio del movimiento de las ondas sísmicas

En la parte central, también llamada endósfera, es donde tiene su origen el campo magnético. Aquí se concentran en diferentes cantidades elementos, como el níquel y el hierro fundido debido a las altas temperaturas. También, aquí suceden otros tipos de eventos que tienen repercusión en la corteza terrestre como lo son la tectónica de placas y el vulcanismo. Este último, se debe a que los volcanes tienen su base a partir de donde se almacena el magma, cuando este aumenta su cantidad o temperatura es cuando es expulsado hacia la superficie por medio de los volcanes.

La parte más interior del planeta tierra es el núcleo. Luego, viene la geósfera. Seguida a esta capa, le sigue la biósfera donde se desarrolla la vida del planeta, incluidos los seres humanos, animales y plantas. Hay una gran cantidad de eventos que ocurren en esta parte del planeta, como la sedimentación, erosión y el transporte de materiales. Todos ellos son las consecuencias de la interacción de diversos factores entre los que se cuentan la fuerza de la gravedad, además de la acción ejercida por la energía solar.

El manto se constituye de silicato, siendo la capa más densa, que también es conocida con el nombre de mesósfera. Aquí es donde suceden diversos eventos como los movimientos que ocasionan que se desplacen de lugar los continentes. Igualmente, siempre hay movimiento de materiales debido al constante cambio de temperaturas.

La corteza terrestre es también conocida con el nombre de litosfera. Se compone de materiales como el silicato, además de carbono y otros elementos. En comparación con otras capas de la tierra, es más gruesa, aunque estrictamente es irregular. Esto quiere decir que donde se encuentra el océano aumenta el grosor, pero en cambio donde se encuentra los continentes disminuye.

También tenemos la hidrosfera, la cual es donde se encuentra la parte líquida constituida por agua, la cual representa aproximadamente tres cuartas partes del volumen total del planeta. Finalmente, está la capa más externa llamada atmósfera, la cual se constituye de diferentes tipos de gases, entre los que se incluye al oxígeno.

Categorías Geología

Deja un comentario