Generación del 98

generación del 98

En el mundo de la literatura, ocurre que hablar de la generación del 98 es referirse a uno de los grupos de escritores y poetas― así como también otros libres pensadores ―que dejaron una importante huella en las artes en el mundo de habla hispana. Como es sabido, una generación está constituida por un grupo de personas que comparten ciertas características entre sí, entre las que se encuentran el hecho de haber nacido en un periodo de tiempo cercano. Pero, sucede que también los identifica una serie de acontecimientos ocurridos en su época, mismos que los hicieron reaccionar ante los mismos problemas tanto sociales, políticos, culturales y otros; cada uno dentro de su propia área de desarrollo artístico.

La historia de cuáles fueron sus antecedentes, así como las consecuencias que traería el trabajo de muchos de los importantes escritores que forman parte de la generación del 98, es una de las más interesantes, complejas y además más proliferas de la historia de la literatura  nivel mundial. Por ello, a continuación en este artículo hablaremos de los temas más resaltantes relacionados con este asunto; e igualmente explicaremos cuál ha sido su legado para la posterioridad y como se ve reflejado en la actualidad en las letras.

Qué es la generación del 98

Los inicios de la generación del 98 se encuentran en el grupo conformado por los importantes escritores Baroja, Azorín y Maeztu; a quienes se les llamaba en ese entonces el “Grupo de los tres”. Posteriormente a ellos se unirían otros importantes escritores entre los que destacan Antonio Machado, Miguel de Unamuno, Ángel Ganivet, Enrique de Mesa, Ramón María del Valle-Inclán, los hermanos Pío y también Ramón Menéndez Pidal. 

Estos escritores tuvieron el firme propósito de que, con su trabajo literario, lograrían en el pueblo español un sentimiento de superación ante el desafortunado momento político y social por el que estaba atravesando. En general, se podía apreciar un sentimiento generalizado de frustración y de descredito ante otras naciones. Por ello, su aporte consistió en afrontar la situación y enfrentarse ante quienes eran responsables, ya sea desde el punto de vista moral o material, de los hechos con lo cual se puede afirmar que la generación del 98 tuvo una importante repercusión en términos sociales y políticos en España.

Por qué se llama generación del 98 

La generación del 98, explicando los antecedentes históricos y sociales, es por lo tanto el nombre que se le da a una serie de escritos, pero a su vez se ha conocido el uso de otros nombres como “generación finisecular”, pero se desataca el de la “generación del desastre”. Esta referencia histórica, y política, es en referencia a que Cuba dejó de ser colonia española, pero también es importante hacer referencia a la convulsionada vida política y social por la que estaba atravesando el pueblo español durante esta época, la cual es precisamente el final de un siglo y el inicio de otro que representaba la posibilidad de vivir nuevas oportunidades en parte expresado en la renovación estilística.

Características de la generación del 98

Una de las características que se pueden encontrar en el trabajo realizado por estos autores es el de la reflexión en relación al pueblo español en términos de herencia cultural e histórica. Al estudiar a España desde su esencia, podemos darnos cuenta que uno de los temas más utilizados como inspiración es Castilla ya que para ellos allí residía el nacimiento de la nación y su corazón. Por ello, podemos encontrar constantes referencias no solo al paisaje, sino también al modo de vida de las personas en poemas, novelas y obras de teatro.

Incluso, sucede que se une a estas expresiones la fotografía y la pintura por igual. En relación a la música asociada a este movimiento, sus ritmos y temas de inspiración tienen su origen en Andalucía. Se puede concluir que la visión tanto literaria, como plástica, de estos importantes precursores la encontraron en la austeridad del modo de vida, costumbres y situación del pueblo español de la época, que sin embargo presentaba destellos de alegría y cierto exotismo. 

Además de tomar como referencia la historia del país, también como punto de partida estuvo  el trabajo realizado por importantes escritores de épocas pasadas, mismos que dejarían relevantes obras literarias, como es el caso de Miguel de Cervantes, Francisco de Quevedo, Jorge Manrique, Gonzalo de Berceo y otros más como Larra por sus análisis de la vida social del país. En cuanto al paisaje natural y la austeridad presente en la mayoría de la población, fue otro punto de partida y tema central de muchas de las obras, en donde se describe minuciosamente estas circunstancias, entre las que se destacan algunos puntos álgidos del clima extremo.

La denuncia y la crítica social están muy presentes en el trabajo realizado por la generación del 98. Por ejemplo, se puede encontrar referencias a la sobreexplotación a la que estaban sujetos los jornaleros, como afectaba a la sociedad el latifundismo, la crítica a la extendida corriente de pensamiento denominada como canovismo que vanagloriaba a la monarquía y afirmaba que el pueblo es incapaz de subsistir o tomar decisiones por sí mismo.12

También, se habla del regeneracionismo el cual versa de que durante este periodo de finalización del siglo XIX e inicios del siglo XX, España había atravesado por un periodo de decadencia por lo cual había que hacer cambios importantes en la sociedad, en la vida política pero también culturalmente. La generación del 98 buscaba renovar la poesía, la literatura y también al teatro. 

En un principio, la obra de estos escritores presentaba un tono izquierdista pero también el muy crítico a la política de España. Algunos de estos autores mantuvieron esta postura como es el caso de Ramón María del Valle-Inclán y de Antonio Machado. Otros de los autores, en cambio buscaban, decidieron comparar al país con otros del continente europeo, resaltando algunos de los aspectos que consideraban dignos de copiar y ser desarrollados, como es el caso de los autores Pío Baroja y Ramiro de Maeztu, además de otros como José Augusto Trinidad Martínez, quienes fueron precisamente los iniciadores de este movimiento.

Fue muy importante buscar exaltar los valores patrióticos ante las protestas que hacían en relación a las deficiencias que percibían en la educación, economía, agricultura y sobre todo en la cultura, donde la situación para ellos repercutía directamente en la sociedad llevándola al atraso.

En términos literarios, su lenguaje era sencillo, accesible pero sobre todo expresivo rompiendo con la retórica que comúnmente se manejaba en ese momento en el mundo de la literatura hispana. La selección del vocabulario era precisamente elegido de acuerdo a la búsqueda de reflejar sus emociones y opiniones, por ello hay muchas expresiones populares así como algunas extranjeras. Las oraciones son breves y concisas, sin la presencia de la subordinación y de largos párrafos en las novelas y en los ensayos.

generación del 98

Autores más conocidos de la Generación del 98

A continuación de describe la vida y obra de algunos de los autores más resaltantes que formaron parte de la generación del 98. Si bien son muchos los escritores de este grupo, ocurre que hemos hecho una síntesis de los más representativos. Esperamos que no sea una síntesis demasiado excesiva, pero la queremos mostrar de esta manera:

Miguel de Unamuno

Nacido en 1864 en Bilbao, graduado en Filosofía y Letras impartiría la cátedra de griego en la Universidad de Salamanca, donde además fungió como rector. Para muchos es el autor más representativo de la Generación del 98 por lo apasionado de su trabajo que se caracteriza por expresar una profunda preocupación por temas como la muerte y la vida eterna y en cómo estos temas se conectan con lo religioso. Para algunos su estilo sin embargo no puede ser descrito como elegante y al parecer no posee un propósito artístico que sea claro aunque si es incitante.

Es más conocido por sus novelas que además reflejan algunos de sus problemas personales como en Abel Sánchez, San Manuel Bueno, La tía Tula, mártir y Niebla.  En relación a su poesía se destacan “El Cristo de Velázquez”, “Teresa y Cancionero”. Se incluyen ensayos relacionados a temas como lo patriótico y con temática filosófica en relación a la existencia del hombre como en del sentimiento trágico de la vida y la agonía del cristianismo.

Azorín

Nació en Monóvar en el año de 1873 y su nombre completo era José Martínez Ruiz. Ejerció el periodismo el Madrid además de ser escritor. Profundamente preocupado por la situación de España en su trabajo hay una amplia referencia a Castilla así como también al paisaje y a los hombres. Su estilo es muy libre y descriptivo, donde cuenta al detalle la vida de los pueblos. El estilo de su prosa lo hace destacar por ser elegante además de sencilla con la utilización de una sintaxis sencilla. De su trabajo se destacan las novelas “Las confesiones de un pequeño filósofo” y “La voluntad”m además del ensayo entre otros de “La ruta de Don Quijote”; junto con su obra de teatro llamada “Lo invisible”.

Pío Baroja

Nació en 1872 en San Sebastián, médico de profesión hasta que decide ejercer el oficio de escritor. Fue un ávido lector que además dedicó gran parte de su tiempo a viajar lo que le brindaría una perspectiva pesimista acerca de la realizar de la España de la época lo cual se puede apreciar en sus obras.

Su obra se integra al género narrativo con un estilo muy dinámico, que no respetaba las reglas gramaticales, sin aplicar correcciones léxicas o sintácticas, pero su lenguaje es sencillo. Sus protagonistas suelen poseer una personalidad rebelde que se oponen a lo establecido por defender sus convicciones. Entre sus más de sesenta novelas se desataca “La busca”, “Mala hierba”, “Zalacaín el aventurero” y otras más.

Antonio Machado

Nació en 1875 en Sevilla, ejerció como profesor de francés en diferentes institutos ubicados en Madrid, Segovia, Soria y en Baeza. Tras el fallecimiento de su esposa, hecho que le afectaría profundamente el resto de su vida, tuvo un efecto directo en su obra literaria y poética. Este sentimiento se uniría al que despertó en el desencadenamiento de la guerra civil.

Su obra se caracteriza por ser muy personal, descriptivo en relación al mundo físico y su amor por su fallecida esposa llamada Leonor. Sus obras hablan acerca de la añoranza y recuerdos que se unen al sentimiento de soledad y el deseo por una vida mejor. Se inspira en Andalucía y en Castilla, además de los más importantes problemas sociales del pueblo español durante esta época. Una de sus obras en verso más destacadas precisamente lleva por nombre Soledades.

Hay muchos otros personajes importantes, pero solo hemos elegido a unos cuantos. Hay que tener en cuenta que se  trata de una cantidad notable de autores.

generación del 98

Ramón María del Valle-Inclán

Nació en el año de 1866 en Villanueva de Arosa ubicado en Pontevedra. Los primeros años de su vida independiente la pasa en México siendo en términos generales y periodo accidentado por lo cual decide volver a España para quedarse en Madrid. Era reconocido por la singularidad de apariencia personal la cual incluía el uso de una larga melena con también una larga barba; además solía usar prendas de verter consideradas estrafalarias así como su modo de conducirse. Por otra parte no tenía su brazo izquierdo a consecuencia de una pelea en su juventud

Ejerce como director de la Academia Española de Bellas Artes en Roma. Se destaca en el ámbito de la novela así como en el teatro, era hábil con la poesía donde aplicaba abundantes recursos expresivos. De su trabajo destaca la novela “Las cuatro Sonatas y Los cruzados de la causa” y en el teatro Águila de blasón y Romance de lobos. Su segundo periodo, considerado el más pesimista, presenta a la novela “Tirano Banderas” y la obra de teatro “Luces de Bohemia”.

Ángel Ganivet

De origen granadino su trabajo más importante data de 1899 y se llama “Idearium Español”. En este trabajo realiza un análisis de la historia de España así como también de todas las causas que ayudaron a que para esa época estuviese en el país un estado total de decadencia.

Modernismo y generación del 98

La generación del 98 y el modernismo tienen algunos aspectos en común, y es importante mencionar que son dos movimientos son diferentes aunque definir el límite que los separa puede llegar a ser difuso.  Por coincidencia, sucede que esos movimientos suceden durante el periodo final del siglo XIX y que tuvieron una gran influencia en Europa y ambos son una reacción ante los profundos cambios que estaban ocurriendo en este continente en términos culturales, sociales, políticos, económicos, científicos y otros aspectos más.

Se puede considerar que ambos movimientos son dos realidades de una misma generación. Sus similitudes son el hecho que de defendían la necesidad de realizar una reforma en la nación, sus precursores tenían orígenes burgueses y buscaban reivindicar al artista libre de pensamiento y de expresión. Los modernistas se refugiaron en la idea de la belleza del pasado mientras que la generación del 98, también llamada los noventayochistas, buscaban transformarla.

Deja un comentario